¿Cuántos tipos de brújula hay?


La brújula es un artefacto utilizado para la orientación, está conformado por una aguja imantada que señala el norte magnético terrestre, muy distinto al norte geográfico y que se diferencia dependiendo la localización planetaria donde esté. Se creó en China, y fue diseñada con el fin de precisar las direcciones en mar abierto.

Durante sus primeros años, las brújulas estaban diseñadas de una forma elemental: era una aguja magnética flotando en agua dentro de un recipiente.

Pero a veces no funcionaban, fue así que con los años, se fue cambiando este diseño y se transformó la vasija de agua por un eje rotatorio, además se le integró “una rosa de los vientos” la cual funcionaba para el cálculo de las rutas.

Luego de esto y hasta los tiempos actuales, la brújula se ha ido transformando en cuanto a su estructura, algunas de estos cambios son: la integración de sistemas de alumbrado que facilitan poder escribir datos en la oscuridad.

Los tipos de brújula más reconocidos


Brújula GPS

Son las más empleadas por los conductores y los excursionistas, esta clase de brújula utilizan los satélites para concretar una ruta. Pero los barcos aún usan las brújulas magnéticas, cuando las GPS no consiguen tener los datos requeridos a través del satélite.  

Brújula cartográfica

Esta clase de brújula cartográfica se emplea junto con un mapa topográfico, de ahí que su cimiento sea transparente, para no dejar de ver el mapa mientras se utiliza sobre él. Son muy concretas y muy utilizadas en el área de la orientación. El tener un sostén transparente permite el cálculo de orientaciones en el mapa.

Brújula lensáticas

Las brújulas lensáticas tienen como propiedad fundamental que la aguja magnética está añadida y rota junto con la circunferencia graduada que facilita establecer la ruta.

De esta forma para conocer la dirección que se debe seguir para lograr un punto visible del terreno sólo hay que señalar con la brújula hacia el objetivo, dejar que la aguja magnética se normalice y leer los grados de la circunferencia bajo la línea de ruta.

  

Brújula de dedo

Lo que se realiza con esta clase de brújula es conservar el mapa siempre direccionado de forma que se pueda mantener una ruta hacia el objeto con la menor equivocación posible y progresar lo más rápido posible.

Para esto, es necesario sostener la brújula con el pulgar de la mano con la que se vaya a sujetar el plano. La fecha de orientación debe marcar la línea en el mapa entre el punto que se tenga y el objetivo, luego solo queda girar sobre sí mismo hasta que la aguja imantada esté paralela a las líneas de los meridianos norte-sur del plano.

Astro compás

Esta clase de brújula se emplea en lugares como el polo sur o norte, en donde las brújulas de rotación y las magnéticas no funcionan correctamente. El astro compás emplea la posición de los planetas y las estrellas para encontrar el norte, para ello se requiere un dato determinado como la hora, latitud, longitud y fecha.

Brújula de giro

Fue diseñada en el siglo XIX. Estaba conformada por una esfera que giraba a una velocidad muy alta, empleando el eje giratorio de la tierra. Esta clase de brújula era muy usada por los grandes barcos que lo utilizaban para pronosticar de forma precisa el norte.

 

Compás náutico

El compás náutico es un artefacto estructurado por un imán que tiene una gran libertad de circulación de movimiento para girar libremente en un plano horizontal.

Este tipo de brújula es uno de los dispositivos más importantes de la navegación comercial y deportiva de la actualidad.

Se emplea para obtener una dirección en situaciones en donde la visibilidad no es ideal o cuando no hay ninguna clase de referencia visual.

Recomendaciones que ayudan con el estudio de este tema.

Créditos & citaciones.


  • Autor: Equipo de redacción, Paola María Wisky Hernández.
  • Fecha de publicación: enero 22, 2018.
Para citar este artículo en formato APA:

Comentarios, Preguntas & Aportes

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*