La palabra debilidad proviene del latín debilis y se define como la falta de fuerza física o de vigor, debido al cansancio, a una enfermedad o a cualquier otra causa externa o interna.

La palabra también se refiere a algunas incapacidades en los aspectos emocionales, a la falta de carácter o al punto débil de una persona. Además, se puede definir como el gran afecto que se profesa hacia alguien. Lo contrario a la debilidad es la fortaleza.

La debilidad se relaciona con el agotamiento y el desfallecimiento. Por lo general, su condición es pasajera, y puede ser causada por un día fuerte de trabajo, por un embarazo o, incluso a veces, por la menopausia. También, se pueden catalogar como débiles a diversos tipos de personas, según sus condiciones físicas o de vulnerabilidad, como por ejemplo: las personas con alguna discapacidad o los infantes.  En los aspectos legales, estas personas son protegidas por leyes especiales que garantizan sus derechos.

La debilidad se puede reflejar en forma de pensamientos y hábitos negativos que les impiden a las personas desarrollarse de manera eficiente. La debilidad también se puede ver como aquellos aspectos en los que las personas han fallado repetidas veces.

Dependiendo del contexto, las debilidades responden a diversos tipos.

Tipos de debilidad


Debilidad personal

Es la incapacidad de realizar las labores cotidianas de manera efectiva, debido al decaimiento, la depresión o causas internas y emocionales. Dependiendo del contexto, pueden existir diferentes tipos de debilidades personales:


  • La procrastinación: condición que consiste en aplazar o substituir las labores importantes por otras de menor relevancia. Se desprende de la responsabilidad personal el anteponer el deber a una idea que podría resultar más agradable.
  • El carácter débil o prudente: se refiere a la persona que acepta siempre las condiciones de los demás sin cuestionarlas y se abstiene de expresar lo que realmente piensa, por temor a la reacción o al rechazo.
  • El pesimismo: tendencia a juzgar las cosas por el lado negativo o menos favorable. Estas ideas de negatividad disminuyen el progreso de las personas, paralizando sus actividades por miedo al fracaso.
  • La culpa: es intentar analizar las adversidades desde un punto de vista de culpabilidad propio o hacia los demás. Estos pensamientos paralizan la actividad de la persona, debido a la falta de perspectiva en la búsqueda de soluciones.
  • La pereza: condición de desidia que no permite a las personas realizar las labores que se supone tienen como deber. Éstas no ponen empeño en sus actividades y, por lo tanto, obtienen siempre los resultados más desfavorables ante las situaciones.
  • Baja autoestima: tendencia de sentirse menos en comparación con otras personas. Es un conjunto de pensamientos que les hace creer a las personas que no tienen las capacidades suficientes para realizar alguna acción. O creer que su esfuerzo siempre es menor al de los demás y que es menos valorado.

Debilidad en la medicina

Se refiere a la extrema falta de fuerza de una persona debido a una enfermedad, a un accidente o a alguna patología. Puede ser general o en alguna parte específica del cuerpo y puede manifestarse de forma física o emocional.

Debilidad mental

En psicología se conoce como un estado congénito o adquirido que reduce la capacidad de racionamiento de las personas. Las mismas poseen un coeficiente intelectual de un infante de 8 años y no son capaces de realizar procesos hipotético-deductivos, debido al desarrollo insuficiente de la inteligencia.

Debilidad motora o muscular

Es el trastorno que afecta la capacidad de movimiento del cuerpo o de una parte de éste. El ser humano tiene más de quinientos músculos que, en combinación con las articulaciones, le proporcionan la fuerza necesaria para moverse. Ante la reducción o falta de estas capacidades, se diagnostica una debilidad muscular. Puede ser causada por la fatiga, un desmayo o por una parálisis temporal o permanente. Puede aparecer, también, debido a un accidente cerebral o a alguna infección.

Otros tipos de debilidad


 Debilidad de fertilización

Es la incapacidad del hombre para embarazar y de la mujer para quedar embarazada, luego de años de intentos y de experimentación con diversos métodos.

Debilidad laboral

Se refiere a la falta de capacidad de una persona para realizar su labor de manera eficaz. Por lo general, una persona revela sus debilidades desde la entrevista, pero en la mayoría de los casos, no es hasta ya contratadas que se empiezan a notar las consecuencias de la ineficiencia en un puesto de trabajo.

Debilidad hacia otra persona

Es cuando una persona actúa o se comporta de manera débil en relación a otra, no siendo capaz de contradecirle y sintiéndose obligada a actuar según sus mandatos. En otro contexto, puede significar el aprecio que una persona siente hacia alguien, de manera que le complace en todo lo que sea posible y le cuida con especial atención.



Créditos:

  • Autor: Equipo de redacción, Gaudy Rodriguez.
  • Fecha de publicación: Marzo 17, 2017.

Para citar este artículo en formato APA: